Review: FIFA 22

Llega otra edición del juego de fútbol de EA Sports.

La serie FIFA lleva dominando el mundo del fútbol en terminos de videojuegos durante ya unos buenos años. Con su rival más cercano en medio de un controvertido cambio de marca , EA Sports tiene la oportunidad de capitalizar el cambio repentino de estrategía, o mercado si se quiere, de Konami, solidificando la franquicia de manera y hasta el proximo año como ganador. Luego de un año quizas decepcionante para los fans de FIFA y con algunas criticas a las pocas actualizaciones, este año nos llega una versión creada con la PS5 y la Serie S / X en mente. EA Vancouver ha implementado la tecnología HyperMotion que tiene como objetivo capturar una silmulación aún más real de este deporte, pero muchos nos preguntabamos hasta que punto es notorio este cambio.

Empecemos con lo básico. ¿Qué es la tecnología Hypermotion? En pocas palabras, el nuevo corazón de FIFA, la nueva tecnología que contiene todo lo necesario para crear un partido de fútbol virtual, desde animaciones hasta inteligencia artificial, pasando por la física del balón y para la gestión de tiros. asistencias y regates. Este avance tecnico, utilizado exclusivamente para las versiones de PS5, Xbox Series X / S y Stadia muestra en su debut un potencial considerable que en teoría se verá reflejado en las versiones de PC, PS4 y XBox One en el futuro si es que EA lo considera en el caso de estas últimas dos plataformas.

El hecho de que algo haya cambiado se siente desde el pitido inicial, cuando la pelota comienza a rodar sobre el terreno de juego. haciendo un repaso rápido de los modelos de los jugadores no revela diferencias sensacionales en comparación con la edición anterior, lo que cambia es la calidad (y cantidad) de las animaciones, el resultado de un nuevo sistema de captura de movimiento y un algoritmo de aprendizaje automático. denominado ML.- Flow que adapta los movimientos de los jugadores a las situaciones del juego en tiempo real para mantener siempre la coherencia en el desarrollo de la acción y eliminar los movimientos antinaturales a los que estamos acostumbrados desde hace años. De hecho, es suficiente mirar un juego con un poco de atención para notar muchos cambios pequeños (y grandes), aún más evidentes al detenerse en las repeticiones. En general, considerando también los jugadores circundantes y las inevitables secuencias introductorias e intermedias, el componente estético merece el apoyo. Hay margen de mejora, pero los cimientos sobre los que trabajar son más que buenos.

Hablamos de puro gameplay

En comparación con FIFA 21, el ritmo del juego se ha ralentizado (no es extremo pero si evidente) y el enfoque se ha desplazado más hacia la construcción de juego. Aumentan la técnica y las triangulaciones , los cambios de una banda a otra son más efectivos e incluso los cruces vuelven después de estar casi desaparecidos en versiones anteriores del juego.

Aquellos acostumbrados a driblar por los laterales y hacer malabares con giros de dirección, el clásico elásticos y pisaditas deberán revisar sus planes y estudiar nuevas tácticas para meterla en el arco, especialmente en situaciones en las que la defensa está desplegada. Por tanto, ya no es posible confiar únicamente en fintas y, aunque los “velocistas” siguen demostrando ser letales en los momentos de reinicio del juego y aprovechando los pases largos, poder marcar se ha vuelto un poco más complicado.

Una dificultad importante que es, de manera bastante directa, el resultado de la mejora de la inteligencia artificial. Por decirlo sutilmente, se podría decir que los jugadores controlados por la CPU han asistido a un curso intensivo de táctica, aumentando su percepción de lo que sucede a su alrededor y la capacidad de reaccionar ante situaciones individuales. El resultado es orgánico y realista, pero no sin algunas pequeñas trampas. Por un lado, es gratificante ver a un equipo con un mediocampo y líneas de defensa bien posicionados que se mueven de manera consistente, por otro lado existe el riesgo de que el peso de la CPU en situaciones particulares de juego se vuelva demasiado pronunciado y casi se hace cargo de la habilidad de nuestro propio control.

Hablando de intervenciones automáticas, los bloqueos automáticos de los defensores han disminuido por suerte. No desaparecieron, pero en comparación con la temporada pasada, la situación parece estar más controlada y soportable. El capítulo de porteros es uno de los más complicados, digamos, dado que nos enfrentamos a algunos problemas bastante evidentes . Excelentes (incluso demasiado) para contrarrestar los cierres de jugadas a pocos metros, bastante hábiles en salidas altas, convincentes en tiros desde dentro del área, pierden sensacionalmente la confianza cuando se enfrentan a tiros a distancia.

Algunos tiros y pases casi infalibles estaban arruinando la experiencia de juego en especial online, aunque parecen haber sido “fixeados” en el parche de hace unos dias. Es evidente que habrá cosas que retocar, con suerte solucionadas en el corto plazo. FIFA se actualiza varias veces a lo largo de un año, con cambios capaces de torcer significativamente la experiencia de juego.


Modos para todo gusto

Por suerte las opciones claves de EA Sports (Ultimate Team, Pro Clubs, Career Mode, Volta) se mantienen y cualquiera puede encontrar un desafío que se adapte a sus necesidades y moverse fácilmente entre las canchitas de calle, estadios legendarias, la administración de un equipo o de un jugadoe, el juego clásico online, y los inevitables paquetes de figuritas FUT.

FIFA 22 sigue con una propuesta de contenido sólida manteniendo los elementos clave de cada modo individual, pero esto no significa que no se hayan realizado cambios significativos. De hecho, cada uno de los estos modos presenta una lista de novedades, capaz de alterar la experiencia de juego de forma más o menos marcada. Volta, por ejemplo, se renueva tanto en su dinámica como en las competiciones. El fútbol callejero se propone como una alternativa rápida, ágil e intensa al clásico once contra once, e inserta poderes especiales (super tiro, supervelocidad) en un contexto hecho de acciones espectaculares, regates, goles, laterales y ropa de moda para los que le gusta cancherear con el look además del juego. Inmediatez es la consigna, pero sin dejar de lado una pizca de profundidad gracias a la estructura de temporadas que premia a los mejores / más consistentes jugadores. Y luego está Volta Arcade, un paquete de minijuegos con temas de fútbol, en el que, con el balón en los pies, debes competir en desafíos de dos contra dos o todos contra todos. Es difícil decir ahora lo interesante que pueden ser a la larga, aunque seguro que para una velada con amigos son prácticamente perfectos. Las dos almas distintas del modo Carrera (entrenador y jugador) son convincentes desde el primer impacto, enriquecidas por la posibilidad de crear el club de tus sueños desde cero y por un nuevo sistema de evolución de tu jugador. El sistema de evolución que también representa el cambio más significativo realizado en el Pro Club, con una mezcla de puntos de habilidad, arquetipos y especialidades que te permiten potenciar tu alter ego en aspectos específicos del juego y obtener bonificaciones extra.

Sin cambios en la fórmula básica, Ultimate Team presenta en cambio varias novedades con respecto a las competiciones en línea. The Division Rivals ha sido rediseñado, al igual que la Weekend League. Este último abandona el formato clásico de treinta partidos para dividirse en dos fases, una primera clasificación (denominada Playoff) que consta de nueve partidos y una segunda (Finales) de veinte. Un doble compromiso que, sin embargo, teniendo en cuenta el número de partidos y su división (los Playoffs se pueden jugar en cualquier momento de la semana), debería agilizar la competición y hacerla más atractiva incluso para los que disponen de poco tiempo. Finalmente, según la tradición, hay un conjunto de modos “secundarios” que completan el paquete.

Entre estas, destacan una serie de licencias oficiales de peso por poco uso . La Champions League y la Copa Libertadores en el campo masculino, la Copa Internacional Femenina en el femenino, están presentes.

Conclusiones

Para resumir, FIFA 22 se presenta con una edición renovada, con la tan aclamada Tecnología Hypermotion como protagonista. A nivel técnico, las (numerosas) nuevas animaciones brillan sobre todo, mientras que la estructura del juego difiere en parte de lo visto en el pasado, proponiendo juegos algo más lentos y con una menor incidencia de habilidades. Una elección interesante, que en general funciona bastante bien incluso con algunos problemas de calibración (en todos los porteros) que esperamos se solucione lo antes posible mediante parche.
En definitiva es un buen año para seguir apostando al juego de EA y para adoptarlo si vienen de la serie PES. Si bien el juego no es el salto definitivo para ambos bandos de fans, pensamos que va en el sentido correcto.

Las unicas criticas que tenemos es que por momentos, ya lo hemos dicho, se torna muy “automatico” o firuletero, calculo que en pos que un principiante se enamore del juego con los tricks, algo que no creo sea necesario para disfrutarlo. Y despues quizas mejorar aún más la física de la pelota que en nuestra opinion le falta un poco.

La producción del juego como siempre es impecable y cabe destacar la velocidad de la interfaz de usuario, la variedad de música, opciones de juego, la inclusión cada vez más de fútbol femenino, las animaciones mejoradas en repeticiones, entretiempos y ambiente general hacen que lo negativo se aplaque un poco y en definitiva, el juego de EA sea la opción definitiva si te gusta el fútbol.

Probado en: Playstation 5 y PC
Plataformas: PC, PS4, PS5, Xbox One, Xbox Series X/S – Switch mantiene la version legacy
Desarrollador: Electronic Arts
Disponible Ya

Nota Por Manuel Nuñez [PC] – Fernando Brischetto [PS5]

Nota perteneciente a GNOVA Magazine #05